BLOG

Día Mundial del Agua

Día Mundial del Agua

El Día Mundial del Agua se celebra cada 22 de marzo para recordar la relevancia de este elemento esencial. Enterate en este artículo por qué es tan importante y qué podemos hacer para su preservación.

Como cada 22 de marzo hoy se conmemora el Día Mundial del Agua, iniciativa impulsada por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) desde comienzos de la década del 90. Este año el lema es “La importancia del agua” para recordar la relevancia del agua dulce para la vida. 
La finalidad de esta celebración tiene por objetivo reflexionar sobre la importancia del agua dulce y concientizar acerca de la crisis mundial del agua y la necesidad de buscar medidas para abordarla de manera que alcancemos el Objetivo de Desarrollo Sostenible No 6: Agua y saneamiento para todos antes de 2030. Esta fecha invita a los diferentes estados a desarrollar actividades concretas para generar conciencia en la población a través de la producción y difusión de documentales, conferencias, seminarios y exposiciones relacionadas con la conservación y desarrollo de los recursos hídricos.

Pero, ¿por qué es tan importante el agua?

El agua es un recurso fundamental para la preservación de la vida en todas sus maneras. Da sustento al suministro de agua potable, el saneamiento, la agricultura, la industria y los ecosistemas. Pese a esto, si bien resulta valioso e indispensable, el acceso a la misma no es igual para todos: 2 200 millones de personas viven sin acceso a agua potable (especialmente los sectores más vulnerables, aquellos de bajos ingresos).
Aproximadamente el 70% del planeta esté compuesto de agua, de ese valor el 2,5% es agua dulce. Sin embargo, de esta cantidad, tan solo el 0,007% está disponible para consumo humano. La razón de esto obedece a que, el 69% está congelada en los polos, el 30% está como agua subterránea en los acuíferos y el 0,3% en los ríos y arroyos.
Estos datos evidencian la importancia del agua dulce para el fundamento de la vida de todos los seres vivos, pero también su escasa disponibilidad en el planeta y la clara necesidad de proteger este valioso recurso. 
Si llegaste al final del artículo seguramente te estarás preguntando qué podemos hacer, desde nuestro lugar, ¡para cuidar este recurso tan valioso! A continuación, te compartimos algunas recomendaciones para poner en marcha:
Evitar toda acción mediante la cual se desperdicie agua, por ejemplo, cerrar la canilla mientras te lavás los dientes ¿Sabías que, si en remplazo usás un vaso para enjuagarte ahorrás un 90% de agua?
Usar productos amigables con el planeta. Emplear productos de limpieza biodegradables para la limpieza general de la casa, vajilla y la ropa. De este modo no se contaminan las aguas residuales.
Verificar las llaves y tuberías regularmente para encontrar fugas y realizar reparaciones. También se recomienda cerrar el paso de agua luego de usar los grifos y llaves, así no se desperdicia agua.
Comprar electrodomésticos de bajo consumo de energía y agua.
Evitar el uso de plásticos descartables de un solo uso y utilizar aquellas marcas que emplean envases hechos con materiales reciclados. Cada año decenas de toneladas de plásticos acaban en los océanos, destruyendo el hábitat marino y la salud de nuestro planeta. Reciclar es una acción positiva para preservar el medio ambiente.


Compartí esta nota: